¿Eres de los que siempre busca excusas?

¿Te ha pasado que en lugar de decir la verdad tiendes a dar excusas o tienes cerca una persona que todo el tiempo te da excusas y tiende a culpar al resto del mundo o al ambiente por sus faltas?

¿Qué son las excusas?

La excusa es un pretexto que se aprovecha para evitar obligaciones o disculpar alguna omisión. Es una idea en tu cabeza o una serie de historias, para evitar el dolor, miedo, ansiedad o temor al fracaso que esto te produce. Buscar excusas es evadir responsabilidades, no querer enfrentar realidades, no querer dar la cara o “Poner el pecho” frente a las responsabilidades.

Las excusas no son solamente nuestras, también tienen que ver con nuestro ambiente y nuestra cultura. Por ello es muy importante crear nuestro ambiente de manera que nos ayude a cumplir nuestras metas y no dejar que las excusas se vuelvan la barrera que nosotras mismas nos ponemos.

Algunas de las razones por las que nos damos excusas son;

1. ¿Quieres gratificación instantánea? Siempre estamos buscando satisfacción inmediata. Descansar en el sofá es más cómodo en este momento que salir a hacer ejercicio. Comerte el helado o la tortilla es más fácil que cuidar tu salud.

2. ¿Pospones lo que es bueno para ti? En nuestra cultura especialmente las mujeres tenemos la tendencia de ponernos en el último lugar de las prioridades. Atendemos a todos primero y si queda algo de tiempo y energía abrimos espacio para nosotras. Es decir, nos han educado a quedarnos con lo que sobra y quizá es tiempo de hacer un giro a nuestra manera de pensar y a nuestras prioridades. Posponer lo bueno para nosotros es fácil pues usualmente no hay consecuencias negativas inmediatas que los otros vean. Seguramente vamos a pagar por ello más tarde, pero por ahora, nada malo pasará.

3. ¿Tienes miedo a fracasar? Una de las razones por las cuales no nos comprometemos y ponemos mil excusas es nuestro miedo a fracasar, a quedar mal, a no cumplir las expectativas de los demás. Tenemos miedo a no hacer correctamente aquello que decimos, miedo a lo desconocido y el más importante miedo a no lograr terminar con éxito. Eso nos hace buscar excusas y querer posponer, haciendo algo sencillo y seguro en su lugar o no haciendo nada y así no exponernos.

4. ¿Dejas para mañana lo que puedes hacer hoy? Esta es una manera muy común de posponer y llenar el espacio entre hoy y mañana de las responsabilidades que tienen que ver con los otros, de esta manera al final del día decimos, “no tuve tiempo, ni modo no es mi culpa”.

Aquí te dejamos unos consejos que puedes poner en práctica para eliminar las excusas de tu dia a dia:

1. La recompensa es posible. Es la constancia lo que genera la recompensa. Lograr llegar a la meta es posible cuando empiezas a caminar en esa dirección, pero entre más excusas te des más lejos y largo va a ser el camino y va a llegar un momento en que te vas a aburrir y es más fácil devolverse al punto de partida, perdiendo todo el esfuerzo que habías invertido.

2. Empieza con la meta en la cabeza. Si eres capaz de ver, imagínate lo que quieres y lo vas a lograr, así que ese es el primer paso y asegúrate de todo el tiempo recordar la razón por la cual lo estás haciendo. En este proceso es muy importante que puedas ver tu meta y crear maneras de medir tus avances. Ver que avanzas te ayudará a mantener la motivación y te recordará que tienes lo que se necesita para lograrlo.

3. Da un paso a la vez. Llegar a la cumbre implica dar el primer paso y al día siguiente dar uno más. Si repites esta fórmula todos los días, en menos de lo esperado habrás caminado muchísimo más de lo imaginado y de seguro muy pronto vas a llegar. Vas a notar que paso a paso tendrás los cambios, o como dirían las abuelas, “de grano en grano llena la gallina el buche”. Así que empieza ahora y hazlo todos los días, proponte hacerlo por lo menos 60 días ya verás que luego se vuelve un hábito.

4. Lleva un diario. Registrar tu progreso te va a ayudar a ver tus avances y te va a motivar a poner menos excusas y seguir caminando firme sin desfallecer. Aquí, en este enlace, puedes comprar el Diario de los 10 Minutos que va a transformar tu vida, una herramienta que le ha ayudado a muchas mujeres a lograr sus metas. https://rociolifecoach.kartra.com/page/UnA151

5. Pon la cara. Aunque las consecuencias sean graves. Vas a aprender a asumir tu responsabilidad y los otros te van a valorar por tu iniciativa de responder por tus faltas. Nada más liberador que decir la verdad y no tener que dar excusas ni explicaciones.

Muchas veces se hace difícil cambiar la mentalidad de vivir con excusas ya que sentimos que “no le hacemos daño a nadie”, pero lo que en realidad hacemos es formar una comunidad conformista.

Recuerda, tus excusas son tus historias, así que pon en marcha tus valores, crea a tu alrededor un ambiente que te lleve al éxito y usa estas claves que te di, verás que hacer realidad tus sueños no es tan difícil como piensas.

Para más ayuda ingresa a mi página web y allí encontrarás el diario de Los diez minutos, que te va a ayudar a superar tus excusas.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *